¿Es el confinamiento una oportunidad para quedarnos con los buenos hábitos?

Aprender a cocinar, leer, inventar juegos con los niños, hacer ejercicio dentro de casa… De un día para otro, nuestras rutinas han cambiado. Dicen que en 21 días se crean hábitos y ya llevamos más de un mes, así que quizás algunas de estas nuevas costumbres han llegado para quedarse. 

El confinamiento no solo nos ha hecho pensar en cómo podemos llenar el tiempo, también nos ha empujado a llevar hábitos de vida saludables para estar mejor física y emocionalmente. Ahora las excusas para hacer deporte han desaparecido, hablamos más con nuestros seres queridos, acumulamos buenos ratos gracias a las tardes de juegos, la comida sana y casera ha ganado la batalla a los precocinados, incluso comemos más vegetales. 

Hemos dejado de preocuparnos solo sobre lo que pasa dentro de casa y somos más conscientes de los problemas que nos rodean. Nos hemos dado cuenta de nuestro impacto en el mundo. De las consecuencias en el medio ambiente de nuestras decisiones, desde las veces que cogemos el coche a la semana a cómo hacemos la compra. Por ello, una forma de consumir más consciente también será un nuevo hábito. Ahora que nos sentimos más cerca de nuestros vecinos y la comunidad que nos rodea, el producto de cercanía será una tendencia imparable. La preocupación por nuestra salud nos hará no solo preocuparnos por los ingredientes de lo que compramos, sino que también escogeremos en función cómo ha sido el proceso de producción de este producto. La sostenibilidad por fin será el motor que guiará nuestro comportamiento. 
Nada volverá a ser igual. Y por todas estas cosas, desde Flora creemos que esta crisis puede ser una oportunidad para quedarnos con los buenos hábitos, para replantear nuestras prioridades. Porque la margarina Flora existe para poner sabor a los buenos momentos en casa, para enriquecer las recetas desde un producto sabroso. Porque somos una alternativa a la grasa animal que tiene más grasas saturadas y es menos sostenible para el planeta, pues nuestra margarina está hecha con ingredientes de origen natural y es 100% vegetal. Hoy damos un paso más allá en nuestro compromiso con vosotros y con el planeta a través de nuestra nueva campaña , las nuevas buenas costumbres.

Artículos relacionados

Reproducir vídeo